6 de febrero de 2023

Consejos para un consumo inteligente de bebidas y alimentos en Semana Santa

Aunque esta Semana Santa se tendrán más libertades en movilidad y restricciones que el año anterior, se recomienda no bajar la guardia ni descuidar los hábitos alimenticios, de consumo moderado de alcohol y por supuesto de higiene y seguridad, porque seguimos en medio de la pandemia por el COVID-19.

FIFCO mediante su programa “Consumo Inteligente Integral”, comparte una serie de consejos útiles que ayudarán a las personas disfrutar con moderación estos días de celebración y descanso en Semana Santa.

 Alimentación balanceada:

  • Cuide el tamaño de la porción de las comidas, procure que sean pequeñas y enfóquese en disfrutar del sabor.
  • Aplique la división del plato en los tiempos principales de comida:
  • ¼ del plato para alimentos harinosos como el arroz, puré, tortilla.
  • ¼ del plato para carnes, pollo, pescados, huevo, queso.
  • ½ del plato para vegetales y ensaladas.
  • Procure consumir bebidas bajas o sin azúcar.
  • Manténgase siempre hidratado, idealmente consumiendo agua.
  • Consuma frutas como merienda, su contenido de agua y nutrientes ayuda a mantenerse lleno y con buena salud.
  • Incluya vegetales en sus comidas, introdúzcalos en emparedados, “dips”, salsas, sopas y ensaladas.

Si es adulto sano y va a consumir alcohol:

  • Tome agua entre trago y trago para mantenerse hidratado.
  • Acompañe los tragos con comida, así el alcohol se absorbe más lentamente.
  • Siga el patrón de consumo moderado:
  • 1 trago máximo para mujeres por ocasión.
  • 2 tragos máximo para hombres por ocasión.
  • Tome máximo un trago por hora, que es lo que el hígado puede procesar.
  • No comparta bebidas alcohólicas, no olvide que seguimos en pandemia.
  • Respete a quienes no quieran ni deban tomar alcohol.
  • No acumule las bebidas en un solo día, distribuya el consumo de alcohol durante la semana y recuerde tener al menos un día con cero consumo.
  • Nunca conduzca bajo los efectos del alcohol.

Recuerde que el alcohol no es bueno ni malo por sí solo, la diferencia la hace la forma y cantidad en la que lo consumimos y que comer es más que solo nutrientes y calorías, es un acto social lleno de significados y cultura, así que disfrute con moderación y sin culpa.

Procure mantener los buenos hábitos que tiene y poténcielos en este tiempo; por eso incluya la actividad física, desde caminatas, actividades recreativas, juegos en familia, recuerde utilizar el bloqueador solar para proteger la piel del sol, siga aplicando las normas de prevención “MDL”: mascarilla, distanciamiento físico y lavado de manos.

Y si sale de paseo no olvide recoger sus residuos, todo suma para mantenerse saludable y tener una mejor calidad de vida y ambiente.

info@revistamqe.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Follow by Email
YouTube
YouTube
Instagram